Cuba anunció un duro ajuste: alza de precios y fin de subsidios universales

Aumenta 25% la tarifa eléctrica. El gobierno admitió que el Estado no puede seguir con este “derroche” de recursos.

Havana, Cuba, December 19, 2023.

En forma sorpresiva, el Gobierno cubano anunció este miércoles uno de sus mayores planes de ajuste macroeconómico en décadas. El plan para 2024 incluye alzas en los precios de la energía y el fin de los subsidios universales de alimentos básicos, para afrontar la grave crisis económica que sufre el país.

El primer ministro cubano, Manuel Marrero, presentó el Plan de Estabilización Macroeconómica al comparecer ante la Asamblea Nacional (unicameral) y después de que el presidente, Miguel Díaz-Canel, hablara de una “economía de guerra”.

El plan busca recortar los gastos estatales, elevando los precios fijados por el Estado, y reducir el costo para las arcas públicas de los subsidios, pasando de un modelo que subvenciona productos a uno que apoya a grupos vulnerables.

“No dejar a nadie desamparado”

Con respecto a la canasta básica, Marrero explicó que el objetivo es lograr “un esquema más justo y eficiente” para “no dejar nadie desamparado”. De esa manera, reconoció tácitamente el incremento de las desigualdades sociales y económicas en el país socialista.

”No es justo que reciban lo mismo los que mucho tienen que los que muy poco tienen. Hoy nosotros le subsidiamos lo mismo a un ancianito pensionado que al dueño de grandes negocios privados que tiene mucho dinero”, argumentó.

Según afirmó, el ministerio de Trabajo y Seguridad Social se abocará a la tarea de identificar a los grupos vulnerables en los próximos meses. Esos colectivos serán quienes puedan seguir adquiriendo los productos subsidiados con una libreta de abastecimiento cada vez más escueta y afectada por retrasos, reportó EFE.

El gobierno cubano reconoce un “derroche” en subsidios

El primer ministro aseguró además que, dada la situación, el Estado no puede seguir con el “derroche” en ciertos subsidios, como en el agua, la electricidad, el gas licuado, el transporte y los combustibles.

Entre estos aumentos destaca el alza del 25 % en la tarifa eléctrica al 6 % del sector residencial que más consume o el paso a cobrar los combustibles a los turistas en divisa.

El costo del abastecimiento de agua se triplicará para quienes no tienen servicio cronometrado y repuntará un 25 % el precio del cilindro de gas licuado.

Marrero anunció además que “aplicarán nuevas tarifas” a los servicios de transporte público de pasajeros, pero sin detallar las alzas.

Qué pasará con el tipo de cambio

Además, adelantó que el año que viene el Gobierno cambiará la tasa oficial del cambio del peso (cup) con respecto al dólar. Para eso, aclaró, se ha creado un grupo de trabajo con el Banco Central del Cuba.

Desde 2021 el tipo de cambio oficial se mantiene en 24 cup por billete verde para las personas jurídicas (empresas) y en los 120 cup para las personas físicas. En el mercado informal, el dólar se disparó hasta los 273 cup.

El primer ministro dejó asimismo abierta la puerta a un recorte de la plantilla estatal. Esta “revisión”, explicó, busca garantizar una “gestión eficiente” y contará con su propia ley de organización de la administración central del Estado, en la que ya se está trabajando.

Contracción del PBI e inflación del 30%

El Gobierno cubano estima que el producto interno bruto (PIB) se contraerá este 2023 entre un 1 % y un 2 %, tras haber pronosticado un crecimiento del 3 % a principios de año.

La inflación en el mercado formal se estima que cierre el ejercicio en el entorno del 30 % (la del informal es muy superior) y el déficit se va a elevar hasta alrededor del 15 % del PIB, después de que el Ejecutivo reconociese un incremento del 44 % con respecto a lo presupuestado.

Cuba se encuentra sumida en una grave crisis desde hace tres años, con escasez de productos básicos (alimentos, combustible y medicinas), inflación galopante, apagones frecuentes y la dolarización parcial de la economía, lo que desatado una migración sin precedentes y el descontento social.

Comentários no Facebook