En La Invencible: Un Peronismo En Cadena

…Por Huber Cracogna

corgnaglia.jpgComo en los viejos buenos tiempos del menemismo – abyecto/apátrido y mercantilista – los resabios reutemanistas del pijitismo santafesino elucubra y, a espaldas del afiliado, gestar un caldo de cultivo político intestino cuya heroicidad perfila en su gestación una advenediza tendencia a esquematizar inevitables destinos: gestación subrepticia cocinado en el seno del peronismo solariego. En breve será anunciado como una solución partidaria y política: la actual diputada provincial, Amalia Granata, será la nueva falda líder del peronismo santafesino.

El hedor erótico de perfume de mujer se alquilará como estrategia de cargos y rémora partidaria.

Un movimiento popular que abrió sus puertas a la inclusión social, que apostó fuertemente al mercado internos fortaleciendo no solo sustentabilidad económica domestica y laboral, sino, crecimiento de empresas propia – Tecnología/Ciencia/Industrialización/Cultura -, venturoso y heterodoxo gestor de profundos cambios que devengaron valores en términos sociales, económicos, culturales e industriales nos diferenció orgullosamente de quienes pretenden emparentarnos con países objeto resignado del coloniaje sumiso y a los pies de poderes facticos del mundo. Un movimiento político único que hace justicia a sus lideres indiscutible con evidente rango de Estadistas: Juan Domingo Perón, Eva Duarte, Néstor Carlos Kirchner y Cristina Fernández. Sus trajes e investidura dignificaron a un pueblo, un país y la historia vistiendo de alto valor patriótico sus discursos, decisiones, arrojo y coraje.

Ante el ARCO de triunfo histórico en el desandar del movimiento nacional y popular, en este presente de incertidumbre se advierte la presencia y resabios de poderes ocultos e irrepresentativos de personeros empresariales de la política – ávidos apetitosos de cargos y cajas públicas – dispuestos a alquilar dirigentes de poca monta conforme a consagrarlos ídolos de barro destinado a garantizar un mínimo cumulo de votos que endosen cargos, bancas, chapas y privilegios. Un peronismo apartado del poder por desaciertos propios antes que, por fatalidades de coyuntura, elije convertirse en furgón de cola acompañando nombres fantasmagóricos auspiciados por el marketing e intereses sucedáneo.

La repentina aparición de un movimiento llamado “De Los Senadores” – Casta Política fétida si las hay -, se hicieron del control orgánico del peronismo provincial bajo el amparo de los históricos acuerdos de cúpula. El discurso único beneficiando la depuración a/y de valiosos dirigentes aplicando el fidedigno DEDISMO germina la entrega del pueblo justicialista a las fuerzas de la actual diputada provincial Amalia Granata. No gobernará el peronismo; a cambio y como moneda de trueque en épocas de vacas flacas, se garantizará cargos, bancas, alcahuetes rentados y correveidiles dispuestos y obedientes.

No mas de 300 dirigentes y rentados ortivas que han vivido de las arcas publicas sin dar nada a cambio, perfilan la entrega del movimiento octogenario de Santa Fe a una figura subsidiada y subida al carro de un mísero poder construido en andurriales mediáticos y marketineros que la tilingada supo conseguir.