Muchas Obras E Inversión En El Norte ¿Cómo Se Explica Tanta Imagen Negativa Con Perotti Y El PJ?

Pocas veces se recuerda tantas obras e inversión en el norte provincial, tal y como se advierte en obras millonarias en marcha sumando funcionarios de tercera línea y fuertes referentes partidarios con una gestión provincial. Sin embargo, ante una probable encuesta midiendo popularidad y aceptación de nombres, perfiles e incluso, imágenes positivas referidas al perotismo en particular y el peronismo en general, los resultados serían desastrosos y muy poco alentadores.

No solo por los montos significativos invertido en obras para el norte provincial, sino, si recordamos desde qué décadas se las viene pidiendo cuya concreción se convirtieron en anuncios públicos, da cuenta de la importancia con que Perotti midió las necesidades del norte provincial. Rutas transversales a las que jamás se las consideró prioridad están hoy siendo asfaltadas. Puente millonario y mejorado su proyección inicial tal como se la había pedido para sortear el mayor obstáculo que tiene Villa Ocampo para conectar su zona de isla convirtiendo su vieja utopía de un proyecto portuario en una realidad, si resignificamos las obras en marcha que explican su concreción en un futuro inmediato y cercano. El norte y Villa Ocampo tendrá su hospital soñado y su concreción fue anunciado con fecha en la apertura de sobres licitatorios en una inversión que superará los $ 1.500 millones. El norte provincial y particularmente, el norte norte, siente que después de mucho tiempo, hoy toca el cielo con sus manos. ¡Oh Señor. Que Mas Nos Dará Perotti!!!

Una encuesta o medición sobre la imagen de Perotti, su gestión en particular ampliando su consideración al peronismo en general, de tener los resultados, me atrevo a vaticinar que tales mediciones serán desastrosas, inimaginables y altamente deprimentes ¿Cómo se explica este particular fenómeno y singularidad? ¿Obras innecesarias y antojadizas?: Todas, fueron gestionadas y luchadas por los norteños por décadas ¿Sus anuncios coincidieron con años electorales? En su mayoría, fueron anunciados en años sin calendario electoral e incluso, luego de culminar la campaña ¿Obras defectuosas y conflictivas? Ninguna presenta una sola denuncia ni irregularidad ¿Entonces? ¿…?

Tal vez apostar a ¿mesianismo político? ¿Individualismo partidario? ¿Renunciamiento a construcción colectiva cuyas fuerzas se estructuren desde el debate inteligente y armados de equipos políticos y técnicos? ¿Renunciamiento compulsivo en la arenga de heterodoxia analítica y sus conceptos afines? Pues, veamos…

Desde la vergüenza en cómo se instauraron las nuevas autoridades orgánicas, el partido en su faz orgánica no lleva tres reuniones realizadas, ni siquiera para evaluar la gestión de su propio gobernador. Discutir estrategias conforme a lograr mayorías en las cámaras legislativas donde el control – por minoría – le resulta ajeno, jamás fue un tema a debatir en su seno e interés. En el departamento Obligado hubo una sola reunión orgánica partidaria y tuvo un único interés: Su presidente quiso saber si tenía apoyo para su posible candidatura a Senador. Los gritos y pases de facturas desdibujaron intentos anulando cualquier debate estratégico y edificante.

El peronismo del Norte sigue sin discurso, sin estrategia, no puede convidar con una mínima idea abstracta destinada a despertar interés, incluso, en sus propios dirigentes y más relevantes. Ingresamos a una año electoral y ante el proverbial desgaste político de la eterna figura del Senador Marcón, nadie se anima a definir quién o quiénes de los dirigentes conocidos le disputará el escaño cuya banca senatorial lleva ya 16 años ininterrumpido. Las críticas desde el justicialismo a su gerencia senatorial, son contadas y en su mayoría, ineficaces. Muy pocos pueden hablar sentado en la punta de su propia mesa con propiedad dirigencial y autoridad política explicando de caras a sus dirigidos cuál es el rumbo, con quienes se avanza y con quienes se construye. Mucho menos, explicar objetivos y planificaciones cuando no estrategias y propósitos. Solo se cuelgan de anuncios pronunciados desde Santa Fe e hilvanan sueños y esperanza impresas en fotografías de ocasión.

Un peronismo que despertó de un decano letargo de la mano de Omar Perotti, sin embargo, aún no supo o no quiso apostar a la única fórmula política valida y eficaz para fortalecer sus propias huestes: construcción colectiva, discursos claros, objetivos precisos, armado de equipos políticos y técnicos con sus dirigidos detrás de un proyecto y de quien definitivamente lo encarne.

Corre aún el serio riesgo de repetir los resultados electorales de hace meses al tiempo que se encolumna detrás de su figura política que tiene en su haber el privilegio de mostrar como la gestión provincial que más obras de importancia y millonarias puso en marcha en el centro norte de la provincia, que la memoria colectiva lo recuerde. El PJ de Villa Ocampo ya no recuerda la última vez que mantuvo una reunión con 30 dirigentes discutiendo un proyecto de ciudad.

Comentários no Facebook