Pullaro, Bascolo Y El Norte Provincial

La primera bajada de línea del gobernador electo es que “hay que contener a todos”, decisión que dejará tranquilo a muchos y salvará internas en el inmediato presente. Lo negativo es que se tendrán que hacer cargos de impresentables que estaban siendo empujados a irse a su casa. Poco se sabe que se hará con la obra publica y los futuros funcionarios destinados cubrir cargos de las carteras de región. Se le pedirá al actual director del hospital Central seguir al frente del nosocomio de igual manera, se prorrogará la intervención de la entidad de salud pública: A Pullaro no le gusta la idea de reeditar la consagración del Concejo de Administración del hospital. Bascolo se lleva con él parte del equipo que lo asistía en el Concejo Deliberante.

Se estima que la inversión en obra publica en el departamento en estos últimos 14 meses superó los 30.000 millones de pesos. Obras que garantizan servicios básicos indispensables para un vasto sector social y desarrollo para sectores empresariales y de servicios en toda la región. Resulta imposible reconvertir la continuidad de la obra publica financiada con capitales privados, tal como se anunció desde las usinas del Presidente electo, Javier Milei, que afectará decididamente a 3.500 familias en forma directa, ante el consabido impacto en la economía regional – prestadores de servicios, industria y comercio -. Se disparará los niveles de desocupación creando serios conflictos sociales en lo que muchos de los afectados están destinados a migrar o afiliarse a las huestes de la delincuencia, particularmente, venta y distribución de droga ilegales. Escenario ulterior complejo y desgarrador si los hay.

En el orden político ya se anunció quien será el hombre fuerte del electo gobernador Pullaro en el norte santafesino, quien viene manteniendo acaloradas reuniones con referentes que aún se desempeñan en estamentos del norte ajustando transiciones ordenadas. “Coco” Bascolo y la posible apertura del nodo en la ciudad de Reconquista, serán los vasos comunicaciones con el poder central, limitando el accionar de las huestes senatoriales en un particular períodos en que el partido circunscripto al recinto aristocrático de la provincia, que sufre corrosivos desgastes de credenciales deslucidos.

En un escenario en el que solo se avizora la agudización de problemáticas sociales, instituciones, políticas y particularmente financieras, los actores del norte a conformar el gabinete y cargos políticos se confirman nombres como la actual diputada nacional Carolina Castells, la diputada provincial Laura Corgniali, Natalia Capparelli – ex candidata a intendente y actual edil de Reconquista -. La bajada de línea política de Pullaro es contener a todos, con lo cual se supone que algunos rezagos de la coalición ocuparán cargos o carteras en segundas y terceras líneas, que incluyen la cobertura de apéndice ministeriales que funcionan en Reconquista como el funcionamiento del NODO y las regionales de salud y educación.

El actual director del hospital central de la ciudad de Reconquista será tentado a renovar bríos en su desempeño, aunque Juan Carlos Zanuttini ya adelantó que su ciclo terminó y desearía volver a sus funciones como médicos. Se espera la decisión de provincia de prorrogar la intervención del hospital dado que la idea de recuperar el Concejo de Administración del nosocomio, no seria considerado por las huestes de Pullaro. Existen pésimos antecedentes de su funcionalidad siendo intervenido por un escándalo al comprobarse listas de personeros a los que se les vendía o facilitaban vacunas COVID de manera irregular e ilícita. Entre otra catarata de irregularidades que, en su mayoría, fueron objeto de denuncias penales que se sigue investigando.

Poco se conoce sobre la intervención y/o continuidad en el ente puerto Reconquista, quien se desempeño en toda la era Perotti, Martin Deltín, debiendo surfear con un ámbito que por décadas fue cooptado por intereses de empresas privadas de Reconquista. La resistencia a aceptar disposiciones del estado provincial, atravesó las pulsiones en cada toma y avance decisorio llevada adelante por el perottismo.

El norte provincial presenta problemáticas en extremo complejas que se agudizará ante el panorama estructurado desde el gobierno nacional y anuncios mediáticos expresados por el presidente electo. Políticas atravesadas por perfiles y tópicos economicistas dependiente al extremo de variables del mercado, resultan poco alentadoras al avance y desarrollo de un norte postergados y altamente dependiente de políticas del estado provincial y nacional, que cobijan su lento crecimiento y su utópico esperado desarrollo.