Violencia En Los Antros Policiales. Las Vísperas Y Las Incoherentes Paradojas

No espero que pienses igual, solo que pienses…

Hace décadas la mujer fue admitida en los cuerpos de la policía en la Argentina. Un avance que corresponde a los derechos y viejas luchas que empadrona avances en la igualdad de género. Pero como todo, en este país, cambios cosméticos brillan antes que las verdaderas transformaciones se produzcan: los estatutos y normas que rigen las fuerzas en Santa Fe son los mismos que afectan a la vieja policía y sus particularidades machistas, xenófobas y arcaicas. En lo político solo se avanzo conforme a lograr el armado de listas en 50 % creyendo que la representatividad democrática funciona por semblantes, estructuras físicas, genitales y vaginas.

El maltrato en las fuerzas policiales puertas adentro destinado a las mujeres de uniformes es evidente, aunque del tema no se hable ni se adviertan denuncias. Lo que facilita que cuando aparezca algún caso sea tratado como “casos aislados” o, en su defecto, “falta de adaptación al medio”. Jamás al problema se lo ha tratado y considerado como lo que realmente es: maltrato, abuso, persecución y sojuzgamiento de género puertas adentro. Es muy probable que la misma oficial que toma declaración en la comisaría de la mujer padezca el mismo problema que aborda, con la triste diferencia que ella no cuenta con foros de abordaje a su problemática, sin poner en riesgo su integridad o su carrera propiamente dicha.

Según el informe de la Red de Mujeres Policías de la provincia, más de la mitad de las consultadas sufrió violencia de género en el trabajo, y en casi la totalidad de estos casos, no hubo ningún tipo de resolución al respecto. El 81,9% de las mujeres consultadas sufrió acoso laboral y el 18,1% fue acosada por su jefe o compañero. Además, el 52% afirmó haber sufrido situaciones de violencia de género y el 25% sostuvo que pasó más de dos veces por dichas situaciones. El 56% de las encuestadas aseguraron que sufrieron violencia psicológica. Números que preceden con elocuencia a la entrevista a Tania Graemiguer, integrante de la Red de Mujeres Policías.

Tania Graemiguer es integrante de esta agrupación y contó detalles de este trabajo que vienen realizando en la visibilización de una problemática común a todas las mujeres. En la misma también detalló el estado del proyecto de Ley que presentó Alicia Gutiérrez por un espacio que contenga a las mujeres policías y que hoy aguarda tratamiento en la Legislatura santafesina. Mas allá de algunos avances que esta institución ofrece a la problemática de violencia de género que ocurre en las propias fuerzas policiales el estatuto que rige las fuerzas sigue siendo el mismo vetusto de cuando las fuerzas fueron creadas en el siglo antes pasado.

Tal realidad espera algunas herramientas más eficaces emanadas de la propia política que podrían otorga ambas cámaras legislativas. A la lucha, también se espera sumar el protagonismo altruista de uniformadas que se animan a denunciar y socializar una verdad que hasta el presente, permanece oculta tras las rejas del hermetismo y la naturalización del silencio.

DEJANOS TU COMENTARIO